La transformación digital en la empresa

La transformación digital irrumpe con fuerza. Ni da respiro ni permite quedarse atrás. No se trata de otra moda más. Está ahí, en la calle, porque es el consumidor ya digitalizado el que la reclama y lleva ventaja, forzando a la empresa a hacerlo. Es fácil augurar que la que no lo haga, pronto será aplastada por la nueva era digital.

La digitalización aplica una variedad de tecnologías, algunas ya con largo recorrido. Como la Inteligencia Artificial o la rebautizada Data Mining. Otras son emergentes, como el blockchain, el Internet de las Cosas, el cloud computing o el software robótico. Pero en su conjunto permiten manejar una cantidad ingente de datos desordenados. Y analizarlos con herramientas informáticas cada vez más potentes. Facilitando así el acceso rápido y fiable a la información mediante dispositivos móviles.

Nuevas tecnologías para la transformación digital

Las nuevas tecnologías digitales como el Big Data y el Business Analytics ofrecen oportunidades valiosas para apalancar la contribución de las TIC al éxito de la empresa. Por su capacidad para aplicar algoritmos inteligentes a datos masivos en búsqueda de un nuevo Grial. Este son las pautas de comportamiento del consumidor y de los mercados.

Las denominadas tecnologías cognitivas prometen dotar a las máquinas de inteligencia que les permita realizar tareas antes exclusivas del ser humano. Como recibir información, comprenderla, analizarla, preparar informes y tomar decisiones. Incluso esas máquinas ya están tratando de aprender por sí mismas. Con su enorme poder de búsqueda de información todo Internet está a su disposición, y procesamiento empiezan a gestionar y controlar todo salvo, de momento, las emociones.

Actividades automatizables con nuevo software

Es una realidad que el nuevo software de la transformación digital sustituirá cada vez más a la mano de obra. Empezando por las actividades automatizables de menor valor añadido. Habrá, por tanto, reconversión de puestos de trabajo y nuevas necesidades de formación y perfiles laborales. Se vislumbran oportunidades que, como siempre, unos aprovecharán, y amenazas que arruinarán a otros.

La digitalización es la nueva ventaja competitiva del futuro. Y beneficiará a quien avance más rápidamente por las oportunidades que ya ofrece. Por ello, urge ponerse manos a la obra y en manos expertas. ZELENZA le ofrece un servicio integral TIC y de soporte a procesos de negocio para lograr su crecimiento y transformación digital.